HABLA LUCIANA LEON

















Ahora sí tenemos el video extenso de las declaraciones de Luciana León, que lo hemos tomado de Utero de Marita, que a su vez había tomado de Pospost, etc. etc. etc.
Ufff, todo el día dedicado a los traviesos chicos apristas.

Y ya viene nuestra propuesta para presidente del nuevo gabinete.



ACTUALIZACION: LUCIANA LEON EN EL CONGRESO

Algunos pretenden comparar a Luciana León con Keiko Fujimori. Nosotros creemos que hay bastante diferencia entre un padre que encabezaba notoriamente el aparato mas corrupto de la historia y un padre que hace negocios asquerosos por lo bajo y (hasta que se demuestre lo contrario) a espaldas de su hija. En todo caso, juzguen ustedes.


ACTUALIZACION 2: Kolumna/Okupa. LUCIANA

Por: Rocío Silva Santisteban

Un dilema moral se ha puesto sobre el tapete de los medios de comunicación en los últimos días frente a los actos de corrupción más escandalosos desde los vladivideos: la reacción de una hija ante la acción ominosa de su padre. Obviamente se trata de Luciana León y su necesidad de decidir entre la responsabilidad por su representación ante sus electores o apoyar a su padre a pesar de todo.

Otra hija, hace algunos pocos años, asumió el pasivo completo de su padre, ante una situación política igualmente conflictiva. Cuando Alberto Fujimori escapó del país y renunció a la mayor investidura de la nación por fax, Keiko, la primera dama de ese entonces, permaneció en el Perú y a sus pocos años afrontó la situación dando la cara. Considero que esa actitud le ha valido la cantidad de votos que recogió en las últimas elecciones.

Pero Keiko no deslindó en su momento, se mantuvo siempre del lado de la familia –ese espacio de juegos simbólicos tan protagonista tanto en el gobierno de Fujimori como en el de Alan García– y hace poco ha dicho, en una figura equívoca pues el dicho se refiere a todo lo contrario, que no le temblará la mano para firmar una amnistía si es que su padre es sentenciado y ella llega a la presidencia.

La actitud de Keiko Fujimori de anteponer a su familia frente a sus electores es vista, aún por una opinión pública que tiene mucha tolerancia a la corrupción, con ojos pasmados. Su viaje estratégico a Estados Unidos casi a un mes de su parto, y siendo congresista de la República, tampoco ha sido visto con buenos ojos excepto por sus condicionales. La situación se le presentó muy difícil pero, consideramos, no ha sabido mantenerse a la altura de las circunstancias entre otros motivos porque su situación política se debe precisamente a ser la hija del líder.

A diferencia de Keiko, Luciana León ha deslindado de inmediato: las circunstancias son muy diferentes y los niveles de corrupción también, pero Luciana León ha sabido anteponer los intereses de sus representados, de sus electores, de las personas que confiaron en ella y, por último, los intereses de la nación ante una mal entendida fidelidad de la familia. Por supuesto que ella no le debe a su padre el ser congresista, como en el caso de Keiko Fujimori; por el contrario, Luciana León ha salido como congresista a pesar de las sospechas sobre actitudes un poco grises –por no decir oscuras– de su padre en el gobierno aprista anterior.

Ahora, ante la situación difícil en la que se encuentra, y con dolor que se reflejaba en sus transparentes y húmedos ojos celestes, ha reconocido el acto delictivo de su padre y anteponiéndose ha sabido ser firme: "Como hija comprenderán que es una situación muy complicada y me siento muy afectada, pero como congresista yo me debo a las personas que confiaron en mí", ha dicho sin temblarle la voz.

Definitivamente ha sido el paso de madurez más duro que mujer peruana alguna haya tenido que atravesar para resguardar su dignidad como política y para ganarse el respeto de la mayoría.

En un país como el nuestro, de tradición de componendas y corruptelas como las que hemos escuchado durante los últimos días, una actitud como la de Luciana León es muy sana porque no sólo se ha sobrepuesto a tremendo acto de corrupción que su padre ha cometido salpicándole también a ella (y sin pensar en la carrera política de su hija) sino que frente a todos se ha posicionado con una actitud diferente, digna, distanciándose de los actos corruptos de su familia con dolor pero con entereza. Esperamos no decepcionarnos más adelante.

(Tomado de "La República", Domingo, 12 de Octubre 2008)

3 comentarios:

Anónimo dijo...

Señor Heduardo, yo tengo mucho respeto por usted y sus dibujos pero creer que Luciana León no sabe quién es su padre es como que el ex alcalde de Barranco Martín del pomar no sepa quien fue su padre, el abogado aprsita acusado de narcotráfico Del Pomar o que Keiko diga que no sabía lo que hacía su papi.

James dijo...

Claro, fuera de si supo o no de las mañas del padre, no se puede tapar el sol con un dedo, a la señorita Leon no le quedaba otra, definitivamente, aqui no hay nada extraordinario que enaltecer, no se puede estar del lado de la corrupcion sea quien sea el que la haya cometido. Total, de todas maneras la investigacion debe de hacerse con o sin su voto.
James.

Anónimo dijo...

Hedurado, mucho gusto de tenrlo en la blogósfera :) En cuanto a Luciana León, parece ser inocente hasta ahora... tan inocente como Candy Candy. Ha visto este video al respecto?

http://www.youtube.com/watch?v=9mg0K6dp7WQ