LIBERTAD DE CONCIENCIA

Terminado el proceso electoral prometo regresar al formato habitual del blog. En los días que quedan antes de tomar nuestra importante decisión seguiré subiendo textos que a mi modesto entender nos ayuden a votar mejor. Ricardo Vásquez Kunze, columnista de Perú 21, dice lo suyo:














Por Ricardo Vásquez Kunze


Soy un hombre de derecha. Creo en la libertad individual y la dignidad humanas como los valores fundamentales de una sociedad civilizada, sin tanta cháchara de “derechos” secuestrada hoy por la izquierda. Esos son mis principios. En lo que no creo es en la libertad para robar, explotar, torturar, asesinar y corromper no solo a individuos sino a países enteros a través de sus instituciones más preciadas y que son, precisamente, la garantía de esa dignidad humana que el Estado tiene la obligación moral de hacer prevalecer siempre.

Por eso es que no puedo votar en nombre de esa libertad y dignidad humanas por lo que la señora Fujimori representa políticamente. Quiero ser claro en esto. No tengo nada personal contra la señora Fujimori. A diferencia de muchos de sus detractores, no creo que sea ningún monstruo y confío en su buena fe. Sin embargo la señora Fujimori no es Mariano Rajoy, el líder del Partido Popular de España, ni tampoco Sebastián Piñera, de Renovación Nacional en Chile. Si Rajoy y Piñera fueran líderes del franquismo y del pinochetismo ni los apoyaría ni podría votar por ellos. Ese es el caso de la señora Fujimori. Ella es la líder del fujimorismo y esa es su tragedia. Tragedia con la que no ha podido romper.

Para los jóvenes que no lo vivieron, el fujimorismo representó en el Perú de la última década del siglo XX el envilecimiento absoluto de todas, sí, digo todas las instituciones republicanas. Corrompidos por el fujimorismo resultaron siendo el Presidente y los vocales de la Corte Suprema, la Fiscal de la Nación, el Presidente del Jurado Nacional de Elecciones, comprado por “una operación a los ojos en Colombia y viáticos para su familia”. Corrompidos por el fujimorismo fueron la televisión, la radio, los diarios con grotescos millones sobre la mesa para callarse la boca sobre las tropelías del régimen o destruir a los que osaban levantar una solitaria voz. Corrompidos terminaron el Tribunal Constitucional con García Marcelo y, ni se diga ya, el Congreso de la República. Es decir, todos los que en una república de hombres libres tenían el deber de defendernos del abuso de los poderosos y los criminales terminaron siendo ellos criminales poderosos y abusivos. Eso es el sistema fujimorista. Un “sentimiento” mafioso de hacer política a cambio de “paz” y “seguridad”. ¿Cómo podría votar por eso, independientemente de quién lo encabece?

Y en cuanto al liberalismo, no hubo una política más antiliberal que la del fujimorismo, con un gobierno interventor en todos los ámbitos del quehacer público para pervertir las instituciones, dejando que los amigotes hicieran, eso sí, buenos negocios mientras dijeran “amén”. A eso llamaban ellos “liberalismo”.

Ciertamente Ollanta no es liberal. Pero tampoco es la caricatura fascista que nos pintan algunos interesados. Hace tiempo que ha dado muestras de ello. Eso para mí es lo decisivo. Los que no quieran verlo están en su derecho. El mío está en seguir a mi conciencia. Ni es un asunto de “cojudos” ni está mal tener conciencia. De eso se trata la libertad individual. Por eso no exhorto a nadie. Pero mi voto será por Ollanta Humala. Durmiendo siempre con el ojo derecho bien abierto.

Publicado el 30/5/2011 en Perú 21

14 comentarios:

Dilce dijo...

Esta elección no es una confrontación ideológica de derechas e izquierdas. Es la moral vs. impunidad.

Bajolasruedas dijo...

Que bueno es leer artículos que estén limpios de fanatismo y ayuden a crear conciencia. Sobretodo cuando se reconocer los motivos "personales" cuando lo son y las razones politicas cuando lo son.

Sonia Luz dijo...

Muy bien dicho, Dilce. Aquí la elección, sin fanatismo alguno, es entre la dignidad y la impunidad ante gravísimos delitos.

alfredo dijo...

UTILIZAS EL OJO ABIERTO PARA VER LOS ERRORES DEL PADRE DE KEIKO, Y CIERRAS EL OTRO SIN QUERER VER LOS DE HUMALA (MADRE MIA-ASESINO DIRECTO, ANAHUAYLAS-ASESINO INDIRECTO, VELEIDOSO CON PLANES, HUESTES RADICALES). SI TE HACE FELIZ BIEN POR TI, PERO NO MIENTAS. CIERRAS EL OJO PARA OCULTAR TU INCONSISTENCIA.

Anónimo dijo...

Uno trata de ser objetivo pero sigo sin entender Keiko no es mala pero representa la corrupción. Ollanta fue parte de la corrupción en el gobierno de Fujimori, son claros los vínculos con Chavez pero representa la moral? Sigo sin entender...

Anónimo dijo...

Ollanta 57 % en segunda vuelta. lo vi

Triunfo la honestidad y la democracia.

TATIANA

Ronald Santa Maria dijo...

se vota por el señor Ollanta Humala no por el ni su partido todos los que votaremos a favor es por que alguna ves demostremos que tenemos moral y no queremos que la inmoralidad se perpetué en el poder con dinastías que han hecho de la inmoralidad su modo de vida empobreciéndonos en nuestra dignidad y moral de seres humanos si el señor humala a lo largo de su periodo demuestra ser moral habrá servido mejor que nadie a esa patria que dice amar

Anónimo dijo...

El Sr. Humala no genera confianza, el que se haya llenado de intelectuales (seudo, porq la vdd yo tb quiero ahogarme en dinero y luego salir a decir que me preocupa la pobreza en el Peru) y socialistas...no garantiza un buen gobierno, si esa gente nunca hizo nada por el país y Ud. lo sabe...solo se dedican a hablar por tv y radio de lo mal que está que la dictadura del 90..etc etc etc....(porq no se han ido a los barrios pobres y ver la realidad nacional o si quiera han colaborado en alguna causa benefica o creado alguna organizacion sin fines de lucro?)....no creo q el Peru mejore porque ellos estan con el...y ahora el Sr.Humala habla de sostenibilidad economica y usa una camisa y un traje...sigue sin convencerme...al final los que gobiernan son aquellos que le pusieron el dinero en la campania...asi es en el tercer mundo...

Tavo dijo...

Tu comentario en Tweeter que decía inmorales a los que votan por Keiko me pareció despreciable. Pero el análisis de este post me pareció bueno.

Para muchos, en los que me incluyo, Ollanta no borrará jamas aquella asquerosa sumisión con Chavez. Tampoco podrá salir de nuestras cabezas su apoyo desde Seul al Anduaylaso, su desconocimiento de un gobierno democrático como el de Toledo (me refiero a la elección del pueblo), sus ganas de regresar a la Constitución del 79 que es abiertamente intervencionista, en la que el Estado entra cuando considera que así es neceario.

Ollanta son los miles de dólares que recibe Nadine de una empresa venezolana quebrada, su vida acomodada teniendo un sueldo de militar retirado.

Keiko quizá sea más que eso, pero ella ofrece mantener el rumbo económico que llevamos. Quizá sea egoista, pero quién no lo es? hay alguien que realmente sea capaz de renunciar a sus expectativas de riqueza por asegurar la de los pobres?; bien lo decía Hobbes "El hombre es el lobo del hombre".

Voto por cualquier candidato que me asegure que la economía seguirá, que respetará los acuerdos internacionales, que no pedirá renegociarlos para beneficiar a los productores en lugar de comprometerse a elevar la competitividad de los empresarios. Voto por alguien que no tiene en sus filas a narcotraficantes (Malpartida).

Keiko jamás fue mi más remota mejor opción, la china ha vivido toda su vida de nuestros bolsillos. Cuando estudiaba en la Recoleta su papi era rector de la Agraria y pagaba su pensión escolar con el dinero que éste recibía del Estado (que no necesariamente es ilegal pues el chino trabajaba y ganaba su sueldo). Pero luego todos sabemos lo de Boston y su labor en el COngreso.

No me enorgullece votar por Keiko, pero me parecería vergonzoso votar por un ser anti democracia como Ollanta.

No todos los que votamos por Keiko somos fujimoritas. Estas estúpidas elecciones han hecho que aquel que es menos tolerante a la corrupción sea llamado Humalista y aquel que no tolera las actitudes totalitarias sea llamado fujimorista.

Anónimo dijo...

Si quires subir un texto que "ayude a votar mejor", pon este:

http://elcomercio.pe/politica/764981/noticia-fernando-szyszlo-lo-siento-no-puedo-votar-ninguno-dos

Es lo más inteligente que he leído en mucho tiempo.

Cap. Carlos. dijo...

Adivinanza:

Es una persona que ha asesinado gente y ha cometido actos antidemocráticos. ¿Quién es?

Rpta: Fujimori... Y Humala también.

En estas elecciones se tiene que elegir entre dos criminales. Así de simple y así de complejo.

La (falsa) moral no puede ser selectiva, así que con todo el dolor de nuestro corazón, escojamos otros parámetros para votar. Es la realidad.

Anónimo dijo...

La cosa está clara: de un lado tenemos a una MAFIA, así, con todas sus letras y todos sus delitos probados y comprobados hasta el hartazgo; y de otro lado tenemos a un grupo que tras la primera vuelta ha modificado su posición, la ha abierto, la ha ampliado tras concertar con otras fuerzas democráticas.

No a la mafia, allá quienes quieren vendarse los ojos y darle su confianza a unos delincuentes confesos. Es el ejemplo que seguramente le darán a sus hijas: no importa que tu mardio te golpee, te viole o te venda, con él tiemes qué comer. Dale gracias.

Anónimo dijo...

ES BUENO QUE PERIODISTAS COMO USTED NOS DEN UN ENFOQUE CLARO A LAS PERSONAS QUE DUDAMOS UN POCO POR QUIEN VOTAR YO JAMAS VOTARIA POR KEIKO PERO AHORA ESTOY SEGURA QUE VOTARE POR OLLANTA Y QUE DIOS NOS AYUDE

Anónimo dijo...

Mi voto fue CONTRA la dictadura fujimorista y su perpetuidad a través de la prole (Keiko, Kenji). En ese sentido le dije un claro NO a la impunidad del peor gobierno que tuvimos en toda la historia. Gobierno que nos dejó con un nivel de pobreza del 54%, las arcas saqueadas a manos de la mafia Fujimontesinista, EL Fonavi saqueado, la Caja de Pensiones MIlitar y Policial saqueada, los medios, políticos, jueces, empresarios, comprados, chantajeados o silenciados, nuestra reputación por los suelos, criticados internacionalmente como corruptos a todo nivel. Los sueldos de los trabajadores por los suelos. La industria nacional en retroceso para pasar a favorecer solamente el aparato exportador extractivo en su mayoría minero y luego agrario, con una escasa generación de valor agregado. Mi voto fue un BASTA a los comodones que fácilmente se apoyan en el cuento del cacareado "crecimiento económico" que sólo enriquece a los pocos para perjudicar aceleradamente a los más, convirtiéndolos en mendigos y limosneros condenados al asistencialismo fujimorista. No se pueden justificar todas las atrocidades cometidas durante el gobierno del chino, con un "crecimiento económico" que nunca apoyó el desarrollo real del país, y si las actividades extractivas a precio huevo.