2011: AÑO DE LEER A ARGUEDAS

José María Arguedas (Foto Caretas)




















¿Es auténtica, sincera, nuestra demanda de que este 2011
sea declarado "Año de José María Arguedas" y no "Año de los Submarinos" como quería el Congreso o "Año de Machu Picchu" como oficialmente se ha decretado? ¿Estamos listos para incluir en nuestro "mundo globalizado" al mundo andino, como quería José María Arguedas? ¿Acaso es suficiente con llamar racistas a los racistas y coquetear con Magaly Solier cuando se pone de moda? ¿Por qué ninguno de los que ahora nos acordamos de Arguedas usamos poncho en invierno como lo hacía Francisco Igartua, Director de la Revista Oiga? ¿Alguno de nosotros aún detesta a Julio Cortázar cuando dijo que la obra de Arguedas era "telurismo patriótico de escarapela y banderita"? ¿Hemos descubierto ya la belleza de la mujer serrana y adornamos nuestras casas con artesanía? Tantas preguntas podríamos hacernos que no nos quedaría tiempo para lo más importante: leer a José María Arguedas, una de las puertas que aún nos falta abrir para ingresar hacia nosotros mismos.

7 comentarios:

Anónimo dijo...

http://notasdelarealidad.lamula.pe/2010/12/31/submarino-submarino/

Roy dijo...

En realidad Cortázar nunca dijo eso de la obra de Arguedas, así, en particular. Lo que sucedió fue que nuestro autor se sintió directamente aludido por sus declaraciones e intentó responderle. Para mayor información revisar esa lápida escrita por Vargas Llosa llamada La Utopía arcaica. Caray. Qué estrecho es ese libro. A mi se me ocurre que se debería volver a escribir.

gerardo cailloma dijo...

Leer a Arguedas es conocer el alma vertebral del Perú, a pesar que lo intentemos negar. Warma Kuyay es para muchas personas que vivimos en ciudades del Ande, la esencia de los sentimientos de ese espíritu que se quiere negar con la absurda estandarización de la sociedad humana. El Zumbayllu es toda la imaginería que llevamos en nosotros, pero que queremos enterrar para no sentirnos cholos (por eso, admiro a las cholas chicheras que luchan por los suyo). Y la venganza de lo Inkarri vendrá como el ángel negro viejo cuyas plumas embellecen cuando el santo padre Francisco les ordena que se cumpla el sueño del Pongo. El río subterráneo se oye pese a todo. El 2021 tenemos que saldar la historia de nuestro país, creo que podemos empezar reinvindicarlo. Mucho MVLL, poco Arguedas. Mal.

pocofre dijo...

grande ARGUEDAS, a seguir leyendolo, por que ahora estoy por terminar de leer los rios profundos.

OKIPERU ® dijo...

Tremendo libro! ...Los Rios Profundos.

Saludos Heduardo

El Imaginaria dijo...

El maestro Arguedas es uno de los peruanos que mas ha escrito sobre el Peru profundo.Auellos que han vivido en la sierra saben que hay mucho por hacer concoer a nuestros compatriotas que a veces dan la sensación que el Peru solo es Lima.Luchemos por hacer reconocer mas a Jose Maria Arguedas en su centenario

Jaime F. Quino G. dijo...

Hola Heduardo. En invierno, cuando tengo frío (que no es muy frecuente), uso poncho porque me gusta, vaya donde vaya. En cuanto a las chicas... vamos a decirles así, "andinas", pues he conocido y visto a muchas que me gustan muchísimo. Ah, y he leído un poco a Arguedas. Abrazos.