J. C. MARIÁTEGUI: LA GALERÍA

José Carlos Mariátegui. Foto tomada por José Malanca en 1928.

La Casa Museo José Carlos Mariátegui, cuyo director es Osmar Gonzales, pone a nuestra disposición estas valiosas imágenes que ahora se encuentran alojadas en Flickr. Me enteré gracias al blog de Roberto Bustamante, ElMorsa.pe. Las fotos que he seleccionado han sido contrastadas con ayuda del photoshop, pues las originales aparecen algo pálidas, aparte de eso no han sufrido ninguna otra modificación y de ninguna manera han sido retocadas. Las imágenes las he subido en tamaño grande por tratarse de valiosos documentos gráficos. Los textos que apa-
recen debajo de las fotos pertenecen a la Casa Museo José Carlos Mariátegui. Ahora sí, la histórica galería:















José Carlos Mariátegui, Juan Croniqueur, a los veinte años. 24
de junio de 1914. Con dedicatoria manuscrita a su hermana Guillermina. Firma José C. Mariátegui.

















José Carlos Mariátegui con César Falcón y otros amigos cerca
a Lima, 1915.
















Su primera credencial como redactor del Períodico el Tiempo.














José Carlos Mariátegui con el Círculo de Cronistas. José Carlos Mariátegui, en primer plano, segundo de la izquierda, a la derecha de Ricardo Walter Stubbs, Presidente del Círculo de Cronistas, 12 de agosto de 1915.

















José Carlos Mariátegui. Credencial de periodista asistente a la Conferencia Económica Internacional de Génova, abril de 1922















Mariátegui en el restaurante IL Picollo Edén en Nervi, Génova, Italia, noviembre de 1920. Lo acompañan, a su derecha, Maurice Benbassat estudiante de economía de la Universidad de Génova, quien compartió la pensión donde vivía Mariátegui, y el señor Navach (con bigote). El cuarto personaje no ha sido identificado.















Otra vista del almuerzo en el restaurante IL Picollo Edén en Nervi, Génova, Italia. Noviembre de 1920.















Mariátegui con amigos peruanos, entre ellos Artemio Ocaña, a la espera de la elección de un nuevo, que sería Papa Pío XI, Vaticano, Roma, Febrero 1922.















José Carlos Mariátegui con César Falcón, una amiga de éste, Anita Chiappe y el pequeño Sandro. Berlín 1922.
















En la casa de Pedro López Aliaga, en la Calle Belén, Lima, mayo 1923. De izquierda a derecha: Ladislao Meza, J. C. Mariátegui, Emilia Astete, López Aliaga y Ricardo Vegas García.
















José Carlos Mariátegui, convaleciente de la primera crisis de su enfermedad, en su casa, esquina de Shell y Grimaldo del Solar de la Urbanización Leuro, Miraflores, 20 de julio de 1924. Lo acompañan Pedro Levano, Enrique Cornejo Koster, sus médicos y Juan Colfer.
















J. C. Mariátegui, su hermano Julio César, su cuñado Modesto Antonio Cavero (militar, casado con Guillermina Mariátegui), y
el regente de la Editorial, Francisco Polanco, en la inaguración de la Editorial Minerva, el 31 de octubre de 1925. Mariátegui
se muestra consternado al enterarse del atentado criminal que terminó con la vida de su amigo, el escritor Edwin Elmore.















En el bosque de Matamula. Enero 1928. De izquierda a derecha: Miguel B. Adler, Jorge Del Prado, José Carlos Mariátegui, Noemi Mildstein, Blanca del Prado y Ricardo Flórez.














Enero 1928. En el bosque de Matamula. Rodean a José Carlos Mariátegui, Noemi Mildstein, Miguel B. Adler, Blanca del Prado, Ricardo Martínez de la Torre. (Foto Malanca).

















Fiesta de la Planta en Vitarte, febrero de 1929. De izquierda a derecha: José Carlos Mariátegui,su hermano Julio César, Angela Ramos, Carlos A. Velasquez, al volante Ricardo Martínez de la Torre y en primer plano Sandro Mariátegui y Puppi Mildstein.
















En el Parque de la Reserva. Año 1929. José Carlos Mariátegui acompañado de Ricardo Martinez de la Torre, Jorge del Prado, Gamaliel Blanco, Santiago Loli, Manuel Vento, Ramón Azcurra
y Adrián Sovero, en la entrada de la pérgola del Parque de la Reserva.














En el bosque de Matamula, 1929. De izquierda a derecha: José Malana, José Carlos Mariátegui, Miguel B. Adler, señora Amalia La Chira, Juanita (empleada), José Carlos Mariátegui Chiappe, Amalia Cavero Mariátegui, Sandro y Sigfrido Mariátegui Chiappe.















En el Parque de la Reserva. De izquierda a derecha: Avelino Navarro, José Carlos Mariátegui, José Bracamonte, Luciano Castillo, C. Sánchez y Ricardo Martínez de la Torre. Año 1929


















En el patio de la casa. José Carlos y Anna. Foto tomada por Malanca a fines de noviembre de 1929.














José Carlos y sus cuatro hijos: Sandro, José Carlos, Sigfrido y Javier. Foto Malanca, noviembre de 1929.















En el almuerzo que Mariátegui ofreció a Waldo Frank en su casa de Washington-Izquierda, diciembre de 1929. De izquierda a derecha la señora Amalia La Chira, madre de José Carlos, Waldo Frank, Anna Chiappe, Hugo Pesce, José Carlos Mariátegui, Luis Alberto Sánchez y Sra. Vitalli.





















Un mes antes de su fallecimiento. Marzo de 1930
















Frente a la casa de Washington Izquierda, el 17 de abril 1930; empieza a congregarse la multitud que lo acompañó a pie hasta el Cementerio de Lima.
















El feretro pasando por la esquina de la Plaza de Armas y la calle Pescaderia. En la parte superior se ve uno de los balcones del antiguo Palacio de Gobierno.





















En la Playa la Punta, Callao. José Carlos Mariátegui, César Falcón, Felix del Valle y una persona no identificada, aproximadamente en 1916.





















Frente a la maquina de escribir. José Carlos Mariátegui escribiendo una de sus Cartas de Italia, destinadas a
El Tiempo de Lima, Roma.













Mariátegui en
la Plaza de San Pedro, Vaticano, Roma, febrero de 1922. En espera de la elección
del Papa Pío XI














J. C. Mariátegui, acompañado de modelos de la Escuela de Arte Anticoli Corrado
de Roma, 1920.

ENLACE:
La sensibilidad inteligente de Mariátegui
Por Sonia Luz Carrillo

4 comentarios:

Zaki dijo...

Nunca habia visto esta fotos de J.C. Gracias por publicarlas

FRANK TORRES dijo...

no entiendo como alguien de su talla puede tener un nieto tan bajo.

Lavi dijo...

El Mariátegui de las fotos debe estar retorciéndose en su tumba, gracias a su nietecito.

Todo un hallazgo esas fotos. Cuidado te detengan por "terruco" (jajaja).

Gracias por compartirlas

Lavi

Lima Antigua dijo...

Simplemente unas fotos increibles.
Gracias por compartirlas Heduardo!